HIERÁPOLIS

Monumentos

HIERÁPOLIS

HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS
HIERÁPOLIS


Relato

16 Mayo 2015


Hierápolis fue fundada por el rey de Pérgamo y luego pasó a formar parte del territorio romano, sin embargo su carácter helenístico se perdió por completo con las reconstrucciones en estilo típicamente romano, realizadas luego de los terremotos ocurridos durante los primeros años de nuestra era. Los restos que podemos ver en la actualidad son muy distintos a cómo era cuando se fundó.

El complejo tiene tres ingresos: el primero subiendo a pie desde el pueblo, por un sendero a través de la colina de algodón; el segundo por la carretera que sube en la parte sur y el tercero un poco más al norte, por la ruta que conduce a Karahayit. Si se llega caminando desde abajo, se recorre primero las lagunas y luego la zona arqueológica. El ingreso cuesta veinticinco liras y el parqueo, cinco.

En nuestro caso llegamos en auto por la parte sur, desde donde lo más recomendable es empezar visitando el teatro y luego recorrer el resto yendo de bajada. Esta es la construcción que se encuentra en mejor estado de todo el conjunto y su ubicación en la parte alta de una pendiente, además de darle un aspecto mucho más colosal, permite al espectador una vista panorámica impresionante del entorno.

En la parte alta del teatro, se encuentra una importante estructura del cristianismo, en el lugar donde fue martirizado San Felipe, uno de los doce apóstoles de Jesucristo, y donde murió. Se trata de una iglesia en forma octogonal, construida en el siglo V, a la cual se accede por una larga escalinata de piedra.

Bajando están los baños termales, que constituyen un ejemplo excepcional de este tipo de instalaciones en un escenario natural con características especiales, que convirtieron esta ciudad en un apreciado centro de descanso veraniego para quienes llegaban atraídos por sus aguas termales, en busca de sus propiedades terapéuticas y de relax. Aquí por 32 liras uno puede bañarse con aguas termales en la antigua piscina romana.

Por el lado de la puerta norte, se encuentra uno de los cementerios romanos mejor conservados. En esta inmensa necrópolis, probablemente se encuentren enterrados algunos enfermos que llegaron desde lugares remotos a curarse con las aguas medicinales y no lo consiguieron. Después esta el Arco de Domiciano, protegido por dos torres semicirculares, con tres arcadas que daban acceso a la vía principal, una amplia calle empedrada donde se alineaban los edificios más representativos.

Para recorrer Hierápolis en toda su extensión se necesita caminar más de cuatro kilómetros, para lo cual es necesario medio día y puede resultar muy agotador, sobre todo en meses de verano.

« ANTERIOR SIGUIENTE »




INFORMACIÓN

HIERÁPOLIS

HIERÁPOLIS (Ιεραπολις – ciudad sagrada), antigua ciudad helenística, hoy en ruinas, ubicada en la actual Pamukkale, provincia de Denizli, Turquía. Por sus restos arqueológicos la Unesco en el año 1998 la declaró Patrimonio de la Humanidad.1

La ciudad fue establecida por Eumenes II, rey de Pérgamo, alrededor de 180 a. C. Fue heredada por los romanos junto con las tierras del Reino de Pérgamo de acuerdo con el testamento de Atalo III, último rey atálida de Pérgamo sin  hijos ni herederos propios. Colapsó luego de un terremoto durante el reinado de Tiberio en el año 17. La ciudad fue reconstruida, y tuvo significativas transformaciones en los siglos II y III que le hicieron perder todo su antiguo carácter helenístico para convertirse en una urbe típicamente romana. En ese período, se convirtió en importante centro de descanso veraniego para los nobles de todo el Imperio, que acudían a ella atraídos por las aguas termales. Posteriormente bajo dominio bizantino, cayó en poder de los selyúcidas en 1210 bajo Giyasettin Keyhusrev. Fue destruida completamente por un terremoto en 1354.

Templo de Apolo: Construido en grandes dimensiones durante la época helenística, se redujo con las reformas producidas en el siglo III. El templo está edificado con grandes bloques de piedra sin argamasa. Cerca del templo, en un sitio al que se desciende por escaleras con arcadas, hay un área llamada Plutonium, sitio de una antigua grieta que la tradición consideraba una entrada a los infiernos.

Fuente monumental (Nympheum): Construida en el siglo IV, su fachada en forma de media luna apunta hacia el Sur.

Teatro: Construido en el siglo II, se compone de tres secciones: Cávea, Escena, y Orquestra. Edificado sobre una pendiente, la cávea aún conserva sus formas, que revelan que el teatro tenía capacidad para entre 15 y 20 mil espectadores. Las partes superiores de la escena, que mostraban escenas mitológicas grabadas en mármol, se han derrumbado; tenía cinco grandes puertas esculpidas en mármol, tres en el centro y una a cada lado.

Baños romanos: Se sabe que fueron construidos en el siglo II, y consisten de tres secciones: el frigidarium, el caldarium y el tepiderium. Las secciones, abovedadas, estaban cubiertas y conectadas entre sí, formando un único conjunto. Todas ellas fueron edificadas con grandes bloques de piedra sin argamasa. El sitio aloja actualmente un museo.

Martyrum de San Felipe: Monumento de forma octogonal, construido en el siglo V en homenaje a Felipe, uno de los doce apóstoles. Se presume que en el centro se hallaba una escultura representando al santo.

Se conservan las puertas de la ciudad, construidas en diferentes épocas:

Puerta norte, de origen bizantino, construida como un edificio en dos secciones en el siglo V. La puerta interior es perpendicular a las murallas de la ciudad.

Puerta sur, construida en dirección este-oeste durante la era romana, fue reconstruida en la era bizantina al ser desplazadas las murallas de la ciudad unos 100 metros más afuera.

Puerta de Domiciano, construida por Julio Frontino, procónsul de Asia Menor en los años 82-83, durante el imperio de Domiciano.

Las puertas del norte y del sur están unidas por un camino rodeado de columnas, a cuyos costados se hallan importantes construcciones.

Necrópolis: La ciudad alberga tres necrópolis, al sudoeste, al norte y al este. (fuente: Wikipedia)

Fields marked with an * are required